1/10/2010 A un año de los fraudes financieros, no avanzan las investigaciones en la PGJ

TANIA DAMIÁN JIMÉNEZ

Defraudados de empresas financieras acusaron a la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJ) de no avanzar en las investigaciones sobre el uso y destino del dinero depositado por los ahorradores, pese a que tiene un año que se dio a conocer este problema ante la opinión pública.

En el marco de una marcha que realizaron ayer los clientes de al menos seis compañías que reclaman la devolución de sus ahorros, Alejandro Tapia Cortés, vocero de los inconformes, indicó que el gobernador Mario Marín Torres se comprometió a resolver los diversos casos de fraude antes de que terminara su administración; sin embargo, hasta el momento es mínimo el avance.

Tapia sostuvo que es obligación de la PGJ indagar las operaciones de las cuentas bancarias de los dueños de las empresas acusadas de fraude, con el fin de saber en qué y cuándo se gastó el dinero de los ahorradores; sin embargo, hasta el momento la dependencia estatal no lo ha hecho, por lo que –señaló– no tiene interés de impartir justicia en estos casos.

Afirmó que los dueños de las compañías financieras están ocultando una serie de propiedades que compraron con recursos de los clientes, con el fin de no entregarlas, mientras que la PGJ no indaga al respecto.

El líder de los ahorradores dijo que otro problema es que presuntos dueños de dichas firmas, así como otros empresarios, interpusieron juicios civiles para apropiarse de los bienes incautados por la autoridad ministerial, con el argumento de que éstos les pertenecen.

Con respecto a Sitma, Alejandro Tapia mencionó que pese a que los defraudados le solicitaron a la fiscal especial de seguimiento a los fraudes financieros de la PGJ, Claudia Carmona Cid, información sobre estos juicios, con el fin de que ellos también puedan defenderse jurídicamente y así evitar que los inmuebles que les pertenecen se pierdan, se las ha negado.

Señaló que entre los empresarios que buscan apropiarse de algunos bienes está Luis Rey, quien forma parte del consejo de administración de Construcciones Mauri, filial de Sitma en el estado de México.

Durante la marcha –que fue del reloj El Gallito a Casa Aguayo–, algunas de las consignas que gritaron los manifestantes fueron: “Marín, decías que todo cambiaría, mentira, mentira, es la misma porquería”, “se ve, se siente, es Puebla de los fraudes” y “si no hay solución, volveremos a salir”.

Finalmente, Tapia anunció que darán a conocer el problema de los fraudes financieros sucedidos en Puebla a nivel nacional, con el fin de que se le dé alguna solución a su demanda de restitución de ahorros. Los clientes que participaron en esta marcha y que reclaman su dinero fueron de Sitma, Invergroup, Incoin, Comsbmra, Inverbien, Sybce y Burcap. De acuerdo a la PGJ, más de 20 firmas defraudaron a unas 20 mil personas por un monto de 2 mil 500 millones de pesos. Hasta ahora el único caso solucionado es el de Financiera Coofia, la cual debía unos 800 millones de pesos.

Nota leida en:http://www.lajornadadeoriente.com.mx/2010/10/01/puebla/eco104.php
00000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000000

Archivo del blog

Se ha producido un error en este gadget.