27/11/2012 Caso SITMA: Nuevo engaño de Leonardo Tiro es solapado por el gobierno

Martín Hernández Alcántara // La Jornada de Oriente

El gobierno del estado ha favorecido la impunidad y fraudes que sigue cometiendo Leonardo Tiro Moranchel desde la cárcel, pues ha obviado los reglamentos del sistema penitenciario local para que el dueño del Grupo Sitma, que en Puebla timó a más de 8 mil personas con más de 950 millones de pesos, pueda recibir visitas de hasta 10 personas para que firmen convenios a todas luces desventajoso.

Alejandro Tapia, representante de un grupo de defraudados por Sitma y fundador de la Coordinadora Nacional de Defraudados, denunció lo anterior y en una entrevista con esta casa editorial añadió que las anomalías que acontecen en el Centro de Readaptación Social de San Miguel, donde se encuentra internado Leonardo Tiro Moranchel, han sido dadas a conocer al gobernador, Rafael Moreno Valle Rosas, quien no ha hecho nada al respecto.

  Tapia relató que, como parte de una argucia, Leonardo Tiro Moranchel ha ofrecido pagar a los clientes que engañó con propiedades inmobiliarias en Calpan, las cuales en realidad no existen. Por esa vía, el defraudador ha logrado que al menos 600 poblanos se desistan de los juicios en su contra, aunque también hay víctimas de otros estados que han venido a rubricar el convenio, a todas luces fraudulento.

De manera extraoficial, abundó Tapia, se presume que al menos 2 mil defraudados por el Grupo Sitma en 10 estados de la República Mexicana ya habrían firmado el engañoso acuerdo.

Pero tal vez lo que más está irritando a los defraudados es la complacencia o complicidad que el gobierno del estado tiene para los nuevos fraudes de Leonardo Tiro Moranchel, abundó Alejandro Tapia, pues ordinariamente hay una serie de trámites sumamente rigurosos para que un reo pueda cambiar la autorización de las personas que pueden visitarlo, pero en el caso del propietario de Sitma, hasta hace poco se permitía que diariamente se entrevistaran con él hasta 10 personas diferentes diariamente.

“Ahora sólo permiten que entre dos o tres personas los martes y los jueves, pero esa restricción sucedió después de las denuncias que nosotros hemos hecho a los medios de comunicación. De todas maneras las firmas siguen”, abundó el representante nacional de los defraudados.

El 7 de junio de 2010, Leonardo Tiro Moranchel confesó que no tenía dinero ni propiedades, además del inmueble de 97 hectáreas localizado en el municipio de San Andrés Calpan, para indemnizar a los más de 6 mil clientes –a quienes, según la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJ), les debe más de 800 millones de pesos–, por lo que en caso de que dicha propuesta sea rechazada por los agraviados no le preocupaba permanecer dentro del penal de San Miguel, adonde fue recluido dos semanas antes de sus declaraciones.

En ese tiempo, Leonardo Tiro recibió en los locutorios de la cárcel de la capital poblana al representante de uno de los grupos de defraudados, Agustín Torres González, quien buscaba un acuerdo extrajudicial del caso, pero, señaló, no lo obtuvo por la falta de disposición del empresario.

En aquella ocasión, Torres González dijo que durante el encuentro –al que también acudió otra defraudada–, el dueño de Sitma se mostró relajado y despreocupado por su situación jurídica y sólo insistió que la única forma que tiene para resarcir el daño patrimonial de los clientes es con la entrega del inmueble de Calpan.

El vocero de los clientes señaló que el empresario les aseguró que “no tiene dinero para sobrevivir dentro del reclusorio”. También, les solicitó que los agraviados “lo visiten más seguido porque se siente solo y que le lleven algo de comer”.

Agustín Torres indicó que lo único que demuestraban las declaraciones de Leonardo Tiro es que no tiene “la menor intención de pagar lo que debe y le da lo mismo permanecer en la cárcel que estar libre”.

Calificó como una burla lo señalado por el empresario, quien también –señaló– se atrevió a pedirles prestados 20 pesos para comprar un café, aduciendo que no tenía nada de dinero.

Agregó que el dueño de Sitma argumentó que no contaba con recursos económicos porque los tuvo que ocupar para hacer gastos operativos de la empresa, así como entregar indemnizaciones a varios clientes antes de que cerrara la empresa; sin embargo, no quiso abundar más sobre ello.

El encuentro duró unos 45 minutos y ante la insistencia de Agustín Torres de que se diera otra alternativa de pago, el empresario siempre respondió que no existía.

Nota leida en:  http://www.e-consulta.com/2012/index.php/locales/item/caso-sitma-nuevo-engano-de-leonardo-tiro-es-solapado-por-el-gobierno

 0000000000000000000000000000000000000000000000000

Archivo del blog

Se ha producido un error en este gadget.