6/10/2009 ¿Y ahora quién podrá ayudarnos?


¿Y ahora quién podrá ayudarnos? Independientemente a que las instancias de gobierno ya han sido instruidas para asesorar a los afectados en este fraude, no hay duda de que la unión hace la fuerza. El ingeniero civil Carlos Ahuatzin Huerta –que también ha sido defraudado por Coofia- ha tratado de poner orden en medio del caos y con una visión clara de cuáles son los pasos a seguir ha comenzado a asumir liderazgo y hoy vela no solo por sus intereses, sino por los de miles de afectados.

Aunque reconoce que hay acercamiento con las autoridades como la Procuraduría del Ciudadano para ayudarles a levantar las denuncias penales correspondientes, él ha sido claro al demandar contundencia, eficacia y celeridad a todas las acciones legales emprendidas.
Y claro que desde su perspectiva este no es ningún favor porque para él es el gobierno quien está obligado a dar una solución.
Su propuesta para resolver parcialmente el fraude es que los bienes asegurados, así como los pagos de los créditos que se habían otorgado por Coofia a particulares y empresas sigan siendo cobrados porque esos préstamos fueron otorgados con su dinero.

Todos esos recursos deberán ir a una cuenta concentradora que de algún modo garantice la reposición del dinero de los afectados, sin pasar por alto que es necesario buscar recursos de fondos federales que existen para atender este tipo de contingencias inesperadas.

Para facilitar la defensa y ayudar a quienes fueron víctimas la organización ha sido importante, así como la comunicación y el uso de las tecnologías; por lo tanto los defraudados hoy pueden estar atentos a través de www.fraudecoofia.blogspot.com.

Vale mencionar que en días recientes al menos 2 mil 500 personas víctimas del fraude más escandaloso en fechas recientes pudieron congregarse para definir sus planes de acción, en algún momento ya realizaron una marcha por las calles de la ciudad, pero sus acciones irán creciendo en próximas fechas y su presión a quien sea necesario tendrá mayor fuerza a fin de lograr un solo objetivo: recuperar la totalidad de su dinero que bien podrían ser 5 mil pesos para quien ahorro cantidades menores, pero también buscar la recuperación de la inversión de los más pudientes que llegaron a depositar hasta 8 mdp.
Focos rojos Es posible detectar focos rojos que advierten de peligro en cuanto a inversiones se refiere por lo que hay 3 pasos fáciles para su detección:
  • Si algo suena demasiado bien, para ser verdad” posiblemente no lo sea.
  • Habrá que evaluar si las condiciones que ofrecen corresponden a un negocio sano.
  • Investigar para prevenir un fraude.
Fuente www.deloite.com/mx
A todo esto falta agregar que la población debe tener más precaución al momento de invertir su dinero ya que se estima que en estos momentos existen cerca de 400 casas de inversión operando a lo largo y ancho del país.

Sitma, Inverbien, Coofia, Comsra, Invergroup, Invercapital sólo son algunos de los nombres que han plagado las principales avenidas de las ciudades con publicidad que asegura duplicar el monto de la inversión en poco tiempo.

Los focos rojos comenzaron a prender, poco a poco, sin embargo cuando se quizo actuar fue muy tarde, principalmente para los clientes de Coofia, pero ahora la situación se extiende a grupo SITMA e Invergroup.
Tan solo en el último fin de semana la procuraduría de Justicia de Puebla, en voz de su titular Rodolfo Igor Archundia, reconoció que la dependencia a su cargo ha recibido hasta el momento 8 denuncias en contra de “Grupo Sitma”, por diversos motivos entre los que destacan el incumplimiento de contrato, sin embargo, expresó que ya se están realizando las investigaciones correspondientes para determinar el fondo del asunto

Ante esta situación, decenas de personas, la mayoría gente de la tercera edad, se manifestaron para ser atendidos en la sucursal de la empresa Grupo Sitma,

en la planta alta de Plaza Dorada, a fon de reclamar los ahorros que invirtieron tras el ofrecimiento en la publicidad de esa empresa de recibir “altos rendimientos” por inversiones inmobiliarias.

En la fila, unos dentro y otros fuera de la oficina de esa sucursal, las personas esperaron ser atendidos por los ejecutivos de la empresa, aunque las respuestas, para todos los casos, fueron las mismas.
Si quieren recuperar sus ahorros, les piden que renueven su contrato por 6 meses más, pero si quieren su dinero, les advierten un cobro de un 20 por ciento de lo ahorrado como penalización.

Y aunque hay personas que aceptan esa penalización, no les han regresado su dinero pues les dicen que no hay ahorros.

La recomendación, antes de tomar alguna decisión relacionada con su patrimonio, es pensar con la cabeza fría, investigar, asesorarse acerca de los riesgos que puede correr y en especial no dejarse embaucar con falsas promesas.

Nota leida en:

http://www.periodicodigital.com.mx/index.php?option=com_content&task=view&id=99092&Itemid=67&limit=1&limitstart=4

.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog

Se ha producido un error en este gadget.